En Vivo

Alianza entre Milei y EEUU preocupa a Chile: “Está en juego la puerta de entrada a la Antártida”

Publicación: 23 Jul, 2024

Categorías: Internacionales

El acuerdo entre el Gobierno de Javier Milei y EEUU para instalar una base logística en Ushuaia preocupa en Chile, que prevé una sesión legislativa en la Antártida para fortalecer su soberanía en el continente blanco. El académico Juan Eduardo Mendoza dijo a Sputnik que “es una amenaza traer la competencia entre EEUU y China a esta zona”.

Cuando el presidente argentino, Javier Milei, visitó la ciudad más austral de su país, Ushuaia, para anunciar la participación de EEUU en una base logística antártica, los argentinos no fueron los únicos que tomaron nota: el proyecto desató preocupaciones en Chile, cuyo reclamo de soberanía sobre la Antártida se superpone parcialmente con el argentino.

La inquietud chilena se consolidó cuando el propio presidente Milei afirmó en una entrevista con el medio Neura que el apoyo estadounidense en el sur no solo fortalece, según el mandatario, la reivindicación de soberanía sobre las Islas Malvinas, sino también “avala el reclamo sobre la Antártida“.

A partir de esos dichos, la Comisión de Defensa de la Cámara de Diputados chilena decidió sesionar, el 21 de mayo, en el continente blanco, tanto para interiorizarse más sobre el estado actual de las actividades antártica como para dar una “señal de soberanía para el territorio nacional“, según dijo el presidente de la comisión, el diputado Francisco Undurraga, al diario chileno La Tercera.

El también integrante de la comisión Andrés Jouannet explicó al mismo medio que él solicitó que se hiciera la sesión “en el contexto de las pretensiones que Argentina y el presidente Javier Milei tienen”.

La preocupación de los congresistas parece ser compartida por el Gobierno chileno, ya que la ministra de Defensa, Maya Fernández, también había extendido la invitación a la Antártida a diputados y senadores de la Comisión de Defensa. Por tanto, la sesión en el continente blanco contaría con la participación del Ejecutivo.

“Los derechos de Chile sobre la Antártida se fundamentan desde el año 1554 bajo el concepto de uti possidetis, ya que es lo que corresponde desde la fijación de límites post independencia de los países de América Latina”, explicó a Sputnik el profesor de geopolítica y relaciones internacionales de la Universidad de Concepción Juan Eduardo Mendoza.

El experto chileno recordó que Chile reivindica su posesión de la Antártida entre el meridiano 53 y el 90, una porción de la cual se superpone con el reclamo argentino, que abarca entre los meridianos 25 y 74. En ese sentido, destacó que si bien ha existido “cooperación” entre ambos países, existe en realidad una “competencia geopolítica” que por el momento está contenida por el Tratado Antártico, que estará vigente al menos hasta 2048.

En ese marco, señaló que “lo que está en juego” entre Argentina y Chile es “lo que se denominan ciudades puerta de entrada a la Antártida“, es decir, las localidades desde las que los países reciben asistencia logística para enviar sus contingentes al continente más austral del mundo. En esa categoría entran en directa competencia la ciudad argentina de Ushuaia con la chilena Punta Arenas o Puerto Williams, la más austral de Chile.

EEUU en el Atlántico Sur

Para Mendoza, la clave de la preocupación chilena radica en que, dentro de la competencia que ambos países mantienen por su posición estratégica frente a la Antártida, en Chile se entiende que Argentina ha intentado involucrar a potencias fuera de la región en esa disputa. En ese sentido, consideró que tanto los contactos entre el gobierno de Alberto Fernández (2019-2023) con China como los de Javier Milei con EEUU para asentarse en Ushuaia fueron en ese sentido.

“Lo que es una amenaza es traer la competencia entre EEUU y China a esta zona. Hubiese sido igual de conflictivo si hubiera sido China o si Chile lo hubiera hecho con otros países. Chile y Argentina tienen una historia de cooperación en materia antártica y es mejor mantener eso de forma bilateral y no incorporar a otros actores internacionales como EEUU y China”, opinó el analista.

Mendoza llamó la atención además sobre el hecho de que el acuerdo entre Argentina y EEUU haya sido acordado por la jefa del Comando Sur del Ejército estadounidense, Laura Richardson, y no por el embajador en el país o algún enviado del sector comercial. “Eso le da al acuerdo un carácter muy especial, más teniendo en cuenta que en sus informes el Comando Sur ha sostenido que ven como una gran amenaza la injerencia de China en la región“, apuntó.

Por ese motivo, Mendoza consideró que el acuerdo presentado con entusiasmo por Milei constituye “más una jugada de EEUU que de Argentina” en su meta de mantener a raya a China de la zona. Por el contrario, consideró “algo ingenua” la postura del mandatario argentino de que Washington será favorable a Argentina en una disputa de soberanía con el Reino Unido, su mayor aliado histórico.

Tomado de Sputnik

Publicaciones relacionadas

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *