Receta tradicional de magdalenas valencianas

Las magdalenas valencianas son ideales para acompañar el té o las infusiones. ¿Te animas a elaborarlas en casa? Aquí detallamos la receta.

Preparar unas auténticas magdalenas valencianas es bastante sencillo. Con pocos ingredientes y en poco tiempo se obtendrá una preparación ideal para acompañar los desayunos o las meriendas. Incluso, son una buena opción para compartir con los invitados durante las celebraciones especiales o las reuniones familiares.

Por supuesto, su consumo debe ser puntual y moderado, pues contienen harina, azúcar y grasa, lo que en exceso puede afectar la salud metabólica. De todos modos, incluidas en el marco de una dieta saludable y variada, pueden disfrutarse sin remordimiento.

Cómo preparar magdalenas valencianas

La receta típica de las magdalenas valencianas es fácil de elaborar y no requiere de mucho tiempo. Aunque hay varias versiones de esta preparación. A continuación, detallamos la tradicional. ¡Apunta!

Cómo preparar las magdalenas valencianas
Las magdalenas valencianas pueden incluirse en la pauta dietética, pero su consumo ha de ser moderado.

Ingredientes

  • 3 huevos.
  • 210 gramos de azúcar.
  • 70 mililitros de leche.
  • 220 gramos de aceite de oliva suave.
  • 250 gramos de harina de repostería.
  • 1 pizca de sal.
  • 8 gramos de levadura química.
  • Ralladura de limón (al gusto).

Paso a paso

  • En primer lugar, hay que disponer de unas cápsulas especiales para dar forma a las magdalenas. Estas se pondrán en una bandeja en el horno. Es importante que quede poco espacio entre ellas para evitar que se abran.
  • Hecho esto, será el momento de pesar los ingredientes para emplear las cantidades óptimas. De lo contrario, el resultado final podría variar.
  • Para elaborar la masa hay que comenzar tamizando la harina junto con el impulsor químico o la levadura. Luego, se añade un poco de sal al final.
  • En el mismo bol se ralla la piel de un limón y se reservan estos ingredientes para más adelante.
  • A partir de aquí habrá que disponer de otro recipiente en el que se colocarán el azúcar y los huevos.
  • Con la ayuda de una batidora se montan hasta conseguir que blanqueen. Se puede hacer también de manera manual, aunque llevará más tiempo. Con un robot con varillas de cocina el proceso es sencillo.
  • Superado este paso, se comienza a incorporar el aceite poco a poco, pero sin dejar de batir. Cuando todo está ya bien integrado, se mezcla esta parte líquida con la sólida, aunque de manera paulatina.
  • Habrá que introducir un poco de la mezcla de harina, remover con una espátula y continuar añadiendo un poco más.
  • Una vez la masa adquiera una consistencia relativamente homogénea, se puede terminar con la batidora con varillas.
  • El resultado se dejará reposar en la nevera durante 30 minutos. Pasado el tiempo, se rellenan las cápsulas individualmente hasta 3/4 de la altura.
  • Se espolvorea un poco de azúcar por encima y se mete la bandeja en el horno a 200 grados centígrados, durante 10 o 15 minutos. Por último, se dejan enfriar antes de consumir.

Consideraciones respecto a las magdalenas valencianas

Las magdalenas valencianas son realmente sabrosas, pero no debemos perder de vista que estamos ante una preparación con alto contenido en azúcar simple.

Este ingrediente ha demostrado incrementar el riesgo de desarrollar ciertas patologías crónicas cuando se consume en exceso. Por ello, debe ser incluido en la dieta con cierta moderación.

Ahora bien, es cierto que se puede sustituir dicho ingrediente por edulcorante artificial. En este caso, se reduce el valor energético del resultado final y también la liberación de insulina posterior. No obstante, no es oro todo lo que reluce.

La mayor parte de los edulcorantes se fermentan en el interior del tubo digestivo, lo que provoca cambios en la configuración de la microbiota. Así lo evidencia una investigación publicada en Nutrients.

De utilizar este tipo de aditivos, lo mejor es decantarse por la estevia, considerada como un edulcorante natural. Existen evidencias que sugieren que dicho ingrediente tiene menos impacto sobre los microorganismos que habitan en el tubo, lo que la convierte en uno de los más seguros. De todos modos, no conviene abusar.

Consideraciones respecto a las magdalenas valencianas
Debido a su contenido de azúcar, estas magdalenas no deben ser ingeridas en caso de diabetes o trastornos metabólicos.

Prepara magdalenas valencianas en casa de manera sencilla

Las magdalenas valencianas son un dulce típico que suele disfrutarse acompañado de infusiones, té o café. Su sabor es bastante atractivo y es del agrado de adultos y niños. Aun así, hay que evitar su ingesta excesiva para no exceder las calorías.

De igual manera, es conveniente prepararlas en casa para asegurar la calidad de los ingredientes empleados. Las versiones industriales suelen introducir grasas de baja calidad, grandes cantidades de azúcares y otros aditivos que son perjudiciales para la salud.

Tomado de Mejor con Salud

Compartir en:

Deja un comentario