Truco con paracetamol para quitar lo quemado de la plancha

Sin duda, cuantas veces nos ha sucedido que se nos quema la plancha hasta el grado que es imposible usarla nuevamente. Razón por la cual, hay que efectuarle una limpieza urgente.

De más está decir que los electrodomésticos requieren de cierto mantenimiento para que funcionen correctamente, por ello cuando la plancha se quema es necesario buscar soluciones.

Afortunadamente, hay métodos o trucos caseros que nos permiten arreglar los electrodomésticos para poder utilizarlo de inmediato. De hecho, podemos valernos de un medicamento de uso habitual que tenemos en casa como lo es el Paracetamol.

Aunque parezca increíble, esta pastilla es milagrosa. A continuación veamos la solución que podemos darle a una plancha quemada:

Se trata de un truco sencillo pero altamente efectivo, ahora veremos la forma de hacerlo:

Ingredientes

  • Plancha quemada
  • 1 tableta de Paracetamol
  • 1 Pinzas

Procedimiento, paso a paso:

  1. Para empezar, pone a calentar la plancha oxidada o quemada a temperatura máxima.
  2. Cuando observemos que está bien caliente, tomamos con la pinza el paracetamol y frotamos sobre la zona quemada u oxidada.
  3. Paso siguiente, una vez que cubrimos bien con la tableta y hemos fregado, es momento de pasarle un paño para retirar todo desecho.
  4. Recordemos, podemos repetir cuantas veces sea necesario el proceso de limpieza.

Puede interesarte leer: Como arreglar ropa quemada con plancha: solución para tu problema

¡Ya tenemos lista para usar una plancha bien limpia y libre de manchas!

Consejos:

Si notamos que las manchas se encuentran demasiado marcada, intensifiquemos el proceso con el paracetamol. Sus componentes ayudan mucho en la limpieza aunque nos parezca difícil de creer, probemos y veamos los excelentes resultados.

También podemos valernos de otros trucos caseros con ingredientes que ya tenemos en casa, con solo humedecemos un paño en la mezcla de agua y vinagre:

  1. Comenzamos humedeciendo un paño limpio en un poco de vinagre blanco templado y lo pasamos sobre la plancha.
  2. También podemos añadir un par de cucharadas de sal sobre el vinagre y frotamos hasta eliminar las marcas.
  3. De hecho, de ser necesario repetimos el proceso cuantas veces lo requieran las manchas hasta quitarlas.

Otro método es con bicarbonato de sodio:

  1. En primer lugar, se mezclan 2 cucharadas de bicarbonato de sodio con la misma proporción de agua.
  2. Luego, con la plancha fría le aplicamos la mezcla y al cabo de algunos minutos, retiramos el bicarbonato con un paño húmedo.
  3. Finalmente, observaremos los resultados impecables de una plancha libre de restos negros de quemaduras.

¡Probemos estos trucos y disfrutemos de una plancha impecable!

Compartir en:

Deja un comentario