Fuentes gubernamentales de Taiwán y de EE.UU. reportan que Pelosi planea visitar la isla

La presidenta de la Cámara de Representantes no mencionó a Taiwán como parte del itinerario oficial de su gira por Asia.

En medio de las dudas que está generado la posible visita a Taiwán de Nancy Pelosi, un alto funcionario del Gobierno taiwanés y otro estadounidense declararon a la CNN que se espera que la presidenta de la Cámara de Representantes de EE.UU. visite finalmente la isla, considerada por China como parte de su territorio.

El funcionario taiwanés afirmó que Pelosi, probablemente, pasará la noche en Taiwán, aunque no queda claro cuándo aterrizará en Taipéi. Por su parte, el funcionario estadounidense detalló que el Departamento de Defensa monitorea constantemente todos los movimientos de China en la zona y que tiene preparado un plan para garantizar la seguridad de la política.

De confirmarse la visita, Pelosi se convertiría en la primera presidenta de la Cámara de Representantes de EE.UU. que llega a la isla en los últimos 25 años.

Taiwán no figura en el itinerario de la gira por la región del Asia-Pacífico de la alta funcionaria. En el programa oficial anunciado el domingo solo se mencionan Singapur, Malasia, Corea del Sur y Japón como destinos de la delegación del Congreso.

Pese a las especulaciones, el avión en el que viajaba Pelosi no hizo una parada en la isla cuando se dirigía a Singapur, a donde llegó este lunes antes del amanecer sin desviarse de su ruta.

Las razones de la polémica

La visita de los representantes del Gobierno estadounidense avivaría las tensiones con Pekín, que se opone a cualquier contacto oficial con las autoridades de Taiwán e insiste en que cualquier negociación con la isla que pase por encima del Gobierno central viola el principio clave de su política de una sola China y las disposiciones de los tres comunicados conjuntos entre China y EE.UU.

Por su parte, Washington no reconoce a Taiwán, que se autogobierna con una administración propia, como un país independiente, aunque  mantiene una política de ambigüedad estratégica hacia la isla, reservándose el derecho a mantener relaciones especiales con Taipéi que, en su opinión, toma sus propias decisiones.

Entretanto, Taiwán se muestra firme en su determinación de defender su “modo de vida democrático”, al tiempo que Pekín reitera su discurso de la “reunificación” con el “errante que acabará volviendo a casa”.

“Socavará gravemente la soberanía de China”

Ante la polémica en torno a la gira de la delegación estadounidense, el portavoz del Ministerio de Exteriores de China, Zhao Lijian, anunció este lunes que su eventual llegada a la isla se considerará como una grave injerencia en los asuntos internos del país.

“Si la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, visita Taiwán, interferirá groseramente en los asuntos internos de China, socavará gravemente la soberanía y la integridad territorial de China, pisoteará el principio de una sola China, amenazará gravemente la paz y la estabilidad del estrecho de Taiwán y socavará las relaciones entre China y EE.UU.”, resumió el funcionario chino las “muy graves” consecuencias que traería consigo la llegada de la delagación.

“Queremos advertir una vez más a EE.UU. de que estamos totalmente preparados y esperando solemnemente”, agregó, al tiempo que advirtió que el Ejército chino “nunca se quedará de brazos cruzados” y que Pekín “tomará medidas firmes y decididas para defender su soberanía e integridad territorial”.

EE.UU. despliega equipos bélicos cerca de Taiwán

Mientras Pelosi se encuentra de momento en Singapur, EE.UU. está desplazando sus portaviones y aeronaves más cerca a Taiwán. Según reportó este lunes Nikkei Asia, aunque inicialmente los militares estadounidenses se oponían al viaje de Pelosi, ahora parecen estar creando una zona colchón para su avión oficial en caso de que decida visitar la isla.

En concreto, se trata del portaviones de clase Nimitz de propulsión nuclear USS Ronald Reagan, que actualmente está en el mar de la China Meridional tras hacer una escala en Singapur la semana pasada, detalla el periódico con referencia a los datos de la organización no lucrativa Instituto Naval de EE.UU. Además, el buque de asalto anfibio USS Tripoli se encuentra cerca de la isla japonesa de Okinawa, mientras que el buque del mismo tipo USS America está desplegado en el puerto nipón de Sasebo.

Tomado de RT

Compartir en:

Deja un comentario