¿Sabías que China fue el primer país en usar papel moneda?

¿Quién inventó el papel moneda? La historia del papel moneda tiene su origen en China en el siglo VII. Años más tarde, Marco Polo relató como el Gran Kan controlaba todo con billetes.

Se dice que el emperador instauró su uso oficial en el año 812. Sin embargo, los ejemplares más antiguos que se conservan son del siglo XIV.

Se cree que los primeros billetes de papel comenzaron a circular durante la dinastía Tang (618-907 d. C.)

El uso del papel moneda se comenzó a utilizar como consecuencia de la escasez de cobre, con el que se hacían las monedas.

Para el siglo X, el papel moneda o los billetes se comenzaron a utilizar por toda China. Como escaseaba el cobre el emperador chino puso en regla el uso de los billetes y autorizó al gobierno la fabricación de estos. Antes, se fabricaban por ‘empresas’ privadas.

Los mercaderes chinos utilizaban el papel como un pagaré, donde la persona se comprometía a pagar determinada cantidad. El papel tenía valor y se podían intercambiar por productos, tal como funciona hoy.

De esa forma era mucho más fácil hacer negocios. La gente, especialmente los mercaderes, ya no tenían que cargar con sus costales de monedas para sus transacciones.

En el Libro de la Maravillas, Marco Polo relata que por el año 1.300 la prosperidad económica que disfrutaba china tenía mucho que ver con el uso del papel moneda.

Marco Polo describió cómo se hacía el papel moneda que usaban en la China antigua. Tomaban la piel delgada que había entre la espesa corteza exterior de los árboles moreras (gelsus) y la madera. De esa delgada piel se hacían hojas parecidas a las del papel algodón, pero que eran negras.

Marco polo (izquierda) | Reproducción de un billete de Song, posiblemente un Jiaozi, canjeable por 770   (derecha)

Entonces se cortaban de diferentes tamaños, según el valor de cada uno. Llevan el sello del Gran Kan, que daba validez al papel.

En las observaciones de Marco Polo, recopiladas en el capítulo Como el Gran Kan hace gastar papel por dinero, describe lo meticulosos que eran para autenticar los billetes. Y quien falsificara uno, sería castigado con la pena capital hasta la tercera generación.

Todos los pueblos estaban obligadas a aceptar los billetes, de lo contrario podría haberles costado la vida rechazarlos.

¿Qué pasaba con los extranjeros que traían ha ofrecer sus productos? Según Marco Polo, cuando los mercaderes de la India y de otras partes llevaban perlas, piedras preciosas, oro y plata, no se las ofrecían a nadie más que al Gran Señor. Quien les pagaba de contado con los billetes. Ellos aceptaban el pago, por que tenía validez en todas las tierras del Gran Kan. Ellos podían comprar todo lo que quisieran.

Sin duda que leer el viaje de Marco Polo, por esta y otras anécdotas es una delicia.

Los billetes eran algo nuevo para él.

Tuvieron que pasar muchos años más para que Europa utilizara el papel moneda. Fue hasta el siglo XVII cuando se inició con la impresión de billetes en Europa.

A menudo se dice que a Europa, los billetes llegaron de la mano del sueco Johan Palmstruch y se emitieron en Estocolmo en 1661. En España comenzaron a emitirse durante el reinado de Carlos III. El uso del papel moneda, siempre era más cómodo de llevar y evitaba la circulación de pesadas cantidades de metal.

Un dato sobre el papel moneda. Se denomina papel moneda al documento al portador emitido por un banco (generalmente el banco nacional de cada país), y que circula como medio legal de pago. Es, por lo tanto, un tipo de moneda; sin embargo, en el lenguaje cotidiano, se suele reservar el nombre de moneda para las piezas de metal, y el de billete para las de papel o de plástico como es el caso de México, que produce algunos billetes de plástico.

Tomado de PlanetaCurioso

Compartir en:

Deja un comentario